La Franja pagó caro errores individuales en su visita al Pascual Guerrero, por la cuarta fecha del Grupo E de la Copa Libertadores.

Universidad Católica tenía la obligación de ganar en Cali. Y debió hacerlo. Pero pagó caro errores individuales en el 1-1 frente a América en el Pascual Guerrero.

De entrada la noche arrancó con una falla en Colombia. A los 4′, Matías Dituro rechazó mal y Duvan Vergara aprovechó para anotar con el arco vacío el tanto de los locales. Para peor, dos minutos más tarde Luciano Aued desperdició un penal, tras falta a Gastón Lezcano.

Poco a poco, La Franja se recompuso de esos golpes y empezó a dominar la pelota y a posicionarse en campo contrario. Otra vez hubo una gran actuación de Germán Lanaro y Valber Huerta, quienes achicaron espacios y no dejaron que los rápidos delanteros colombianos tuvieran oportunidades de aumentar la ventaja.

La UC, como ocurre casi siempre con Holan, tuvo en los costados a sus principales agentes ofensivos. Entre Lezcano, José Pedro Fuenzalida y César Pinares, por la derecha, vino el juego asociado y las principales aproximaciones.

Aunque, como en el fútbol siempre hay sorpresas, el empate definitivo llegó por la izquierda. Un centro de Aued fue anticipado de gran manera por Fernando Zampedri a los 34′. Tanto de goleador, de los que se le piden a un 9 de la categoría del argentino.

Católica fue muy superior en el segundo tiempo, y lo pudo ganar con dos ocasiones clarísimas. Primero, Pinares falló un mano a mano tras picar su definición, cuando tenía al arquero en el piso. Y después, Aued falló por centímetros en un cabezo en área chica.

Salvó un par de tiros de distancia, Dituro no tuvo mayor trabajo. Raimundo Rebolledo volvió a cumplir como lateral izquierdo, e Ignacio Saavedra nuevamente fue sobresaliente con mucho orden en el mediocampo.

El técnico de la UC, Ariel Holan, se jugó todas sus cartas con los ingresos de Diego Buonanotte y Diego Valencia. El “Pollo” fue quien más influencia tuvo, generando peligro por el sector diestro y teniendo un remate que se fue al córner como su principal chance de desnivelar.

Todo se definirá en las próximas semanas. El martes 29, la UC visitará a Gremio, elenco que derrotó a Inter de Porto Alegre en el clásico y los alcanzó en la cima del grupo E con siete puntos. Los campeones chilenos y cafeteros, en tanto, tienen cuatro unidades.